lunes, diciembre 01, 2014

Lecturas memorables 2013


We should study only what we should like to imitate; what we gladly take up and have the desire to multiply
—Friedrich W. Nietzsche

Uno se formula propósitos al iniciar el año y luego mira cómo la vida se mete en el camino. Pero no puede terminar el año sin que ofrezca esta pequeña lista de lecturas memorables del año previo. Es la tercera de su tipo y con la esperanza de que se convierta en tradición; que la edición del 2014 aparezca en los primeros días del 2015 y así.
          Este ejercicio de memoria y admiración pretende ser también una invitación a la lectura o una suerte de guía turística para la república de las letras. Así, a cada atracción recomendada en el recorrido, agrego un comentario que el ávido lector puede obviar si es que confía o apuesta por mi criterio. Como toda guía turística, reduce, deforma o falsifica; porque ninguna descripción sustitye la experiencia de la lectura. En todo caso estos 18 libros invitan a seguir leyendo. A leer cada vez más. A seguir leyendo siempre.


BULGÁKOV, Mijail. El Maestro y Margarita. Como ya lo he mencionado antes, narra la aparición del diablo en la Rusia comunista. Pero no olvidemos el desgarrador relato de Poncio Pilatos, su perro y su esposa en tiempos bíblicos. Belleza pura.

DOSTOYEVSKI, Fedor. Los hermanos Karamazov. De este grandioso libro, hay que señalar y leer, por lo menos, la historia del gran inquisidor que cuenta uno de los Karamazov. He ahí todo lo que le daba a Dostoyevsky para no dormir.

DOYLE, Arthur Conan. Rodney Stone. De las obras que Sherlock opacó, Rodney Stone es una historia de boxeo, intriga, traición y heroísmo modesto.

DOYLE, Arthur Conan. Hazañas y aventuras del brigadier Gerard. Narra las felices e infelices correrías de Gerard, durante las campañas napoleónicas. Piénsalo, un inglés escribiendo historias sobre uno de los creyentes del anticristo Napoleón...

FLYNN, Gillian. Gone Girl. De esos libros que uno no puede parar de leer. A pesar del final flojo y la adaptación al filme que no planeo ver, es un libro genial. No es un misterio, es la suma de misterios en torno a un misterio.

GAIMAN, Neil. American Gods. Una historia hermosa en torno a los objetos e historias en los que depositamos nuestra fe. Además, una joya del fan service cuando todos los dioses se enfrentan en dudosa batalla, un Ragnarok que se salió de control en mala onda.

KING, Stephen. The Long Walk. La idea de un concurso de supervivencia —que deja al ultramaratón en ridículo— da para explorar la conciencia humana. Sí, King, pero disfrazado de Bachman.

KING, Stephen. Roadwork. A veces es necesario plantarse como roca en medio del flujo de lo inútil. Plantarse con armas, explosivos y empeñar la vida. A lo mejor sólo el absurdo puede oponerse a lo inútil.

LaMURE, Pierre. Molino Rojo. Un entrañable recuento de la azarosa y complicada vida de Tolouse Lautrec, el pintor trágico de piernas chuecas que vivía en el Moulin Rouge.

MARTEL, Yan. Life of Pi. Otro que fue película pero no deja de ser un libro excelente. La pregunta es sencilla y directa, ¿qué historia prefieres creer? ¿En qué mundo prefieres vivir?

MURAKAMI, Haruki. La caza del carnero salvaje. Es difícil describir un libro de Murakami, sobre todo cuando involucra la búsqueda del dios carnero, las corporaciones secretas, una mujer de orejas hermosas y al viejo amigo que desapareció por culpa de una fotografía. Maravilloso.

MURAKAMI, Haruki. Baila, baila, baila. Continuación de La caza del carnero salvaje, retoma la historia del protagonista años después. Una novela sobre el vacío que queda tras una despedida y los procesos de reconstrucción que sólo a veces tienen éxito.

NIETZSCHE, Friedrich. On the use and abuse of history for life. Una mirada muy interesante al modo en que se atribuye un sentido —siempre demasiado conveniente— a toda acción humana. La alternativa es el sinsentido. A mí me gusta más esta segunda opción.

STENDHAL. Rojo y Negro. Julien Sorel y Madame de Rênal son dos nombres inolvidables en la historia de la literatura, del romanticismo y de la novela moderna. Algunos locos han quemado este libro de Stendhal por subversivo. Otros, nos quemamos en él.

TELLER, Janne. Nada. Una historia desoladora que demuestra que todo valor se atribuye arbitrariamente y no puede sostenerse frente al otro. Sea el amor, las posesiones, la experiencia vital o cualquier otra cosa que consideremos valiosa, es preciso aceptar que se disuelve en Nada.

TOLSTOI, Leo. Sonata a Kreutzer. El relato desgarrador de un arrebato de pasión que sigue de cerca a la pieza de Beethoven. Si bien Tolstoi se propuso demostrar el peligro que existe en la pasión, me parece que su lenguaje termina por causar el efecto opuesto.

TOLSTOI, Leo. Infancia, adolescencia, juventud. Tolstoi narra aquí sus primeros años, las alegrías, tristezas, obsesiones y arrepentimientos que forman una personalidad y dan lugar a la inquietud de escribir.

TOLSTOI, Leo. Resurrección. Más Tolstoi, porque los rusos escriben cosas maravillosas, como dijo Murakami, porque tienen todo el invierno para pensar. En esta obra menos conocida y desgarradora Tolstoi parece preguntarse si es posible remediar la condición humana; si será posible enmendar el camino...

1 comentario:

Ferran De Margarita dijo...

Excelente releerte. Pero la verdad ne hubiera encantado una entrada más personal, ya sabes, de esas que se escriben con el corazón en la mano. Habré de leer esa historia escrita por un inglés sobre algún francés. Suena entretenido.

Ya no hay palabras raras de verificación sólo un tal número 1753 :(